Archive for February, 2008

h1

188. Say Thx

February 29, 2008

Antes de volver a decir “hola!”, quería dar las gracias a todos aquellos que me dieron “su opinión”, a los que me juzgaron en mi cara o en mi espalda, a los que me dijeron lo que me merezco y lo que no me merezco… Habéis sido de gran ayuda.

h1

187. “Los Logos”

February 22, 2008

loslogos.jpg

Quería recomendar este libro a todo el que le pueda interesar.

En la empresa donde trabajo hay varios libros que recopilan una larga colección de logotipos. Libros que parece que no se hayan diseñado logos en los últimos veinte años. Evidentemente el arte también sigue unas tendencias y modas, una evolución. Aparecen cosas nuevas que hacen que lo de ayer parezca antiguo (que no malo o feo).

Por algo menos de 50€,  “Los Logos”, recoge una enorme y muy variada colección de trabajos que pueden servir de referencia o inspiración a muchos.

Un buen libro.

h1

186. ¿Dónde está tu padre?

February 21, 2008

En todos los sitios se cuecen habas…

Me viene a la cabeza una conversación en coche de madrugada. Hablaba con un amigo sobre los problemas que pueden haber en casa de cada uno, pero en particular de los padres. El suyo se divorció de su madre después de tener problemas en casa. El mío, por “motivos ajenos a su voluntad” se tuvo que ir un día… El padre de otro colega se fue de casa hace tiempo y pese a vivir a dos kilómetros de su hijo hace años (muchos) que no se ven. El padre de otra persona que conozco parece no tener mucha intención tampoco en ver a su hijo…
 
¿Dónde está tu padre?
h1

185. Digital roots & sex

February 20, 2008

cam.jpg

La familia Valenciano siempre ha sido un poco “sencilla”, por lo menos los del 5º 3ª enfrente de la Plaza de la Unidad. Nunca nos han faltado pequeños caprichos y necesidades básicas (gracias, a veces, a terceras personas), pero poco más.

Estoy seguro que como muchas otras familias españolas de la época, lo normal era heredar ropa de primos y hermanos mayores, libros de la escuela de vecinos, tardes en el parque jugando a la pelota o en el bosque buscando revistas porno que los mayores habían escondido vete tú a saber donde…
 
Retomando el tema, el caso es que (maldita muletilla mía, este “el caso es que”) siempre me hubiera gustado tener una cámara de video con la que grabar miles de cosas. Normales, como mi abuela cocinando o algo más excepcional como unas vacaciones.
 
Buscando y recopilando esos cd’s y dvd’s que me quiero o me tengo que llevar encontré una grabación que hizo mi primo en el verano del 2003 con mi abuela Magdalena hablando en la terraza. La calidad deja muchísimo que desear, mucho ruido en la imagen y al final (dura dos horas) parece que por algún tipo de problema todo se relentiza una barbaridad y los que ahí aparecen hablan como borrachos. El contenido, sin embargo, es de lujo. Mi abuela habla de las aventurillas de sus hijos (mis tíos) en Ciudad Real, recita un poema que ya no recuerda del todo, cuenta como sus padres se conocieron y enamoraron, mi abuelo habla de la vida en Alemania después de la guerra… Verdaderamente es un documento con mucho valor personal y que por supuesto cargaré conmigo donde quiera que vaya mientras lo tenga.
 
Hace dos años hice unas vacaciones con cámara de vídeo prestada. Sé que es un coñazo tener que cargar con el trasto y que luego las cintas no las ves tan a menudo como ves las fotos (aunque por esta reflexión parece que estas todo el día viendo las fotos de las vacaciones y tampoco es cierto). Pasando ese montón de cintas al iMac para editar y hacer algún dvd, hago la misma reflexión que Patri (totalmente negativa a llevar la cámara de vídeo y casi obligada por mi): fue una gran idea y mereció la pena.
 
Ahora hay modelos muy ligeros que dan mucha calidad. Por esas memorias en formato digital, por grabar un viaje especial o por el simple (y divertido) hecho de grabarte follando, creo que merece la pena tener una buena cámara de vídeo para intentar hacer lo más inmortal posible un momento (quizá) importante.
 
Aunque todo tenga fecha de caducidad: discos duros, cintas mini dv, tarjetas de memoria, dvd’s… y personas. 
h1

184. Follow the leader

February 15, 2008

184rakim.jpg

Es bueno saber que alguna de tus iniciativas le ha servido a alguien para encontrar ese coraje que buscaba y no acababa de encontrar.
 
Una compañera de trabajo mayor que yo me comentaba en voz baja, por aquello de los cotilleos, sentada a mi lado que, mi “iniciativa” de “hacer la maleta” e “irme a la aventura” (cuantas comillas!) le había motivado a hacerse cargo de un negocio familiar en su pueblo natal.
 
Después de que me hayan llamado “líder negativo” en un par de sitios… (suena bien!) no va mal oír que una decisión que tu has tomado ha sido de ayuda a alguien que te cae bien y con la que es agradable trabajar casi nueve horas al día.
h1

183. Where is God?

February 14, 2008

lynden.jpg

Lynden David Hall murió a los 31 años el 14 de febrero de 2006 víctima de la enfermedad de Hodgkin (english|español).
 
De lo que no estoy tan seguro es de cómo y quien me lo presentó… ¿fue Giro quien me puso el remix de Erick Sermon de su “Do I Qualify?”, o Anabel el “Sexy Cinderella” en su programa de radio? mmm… no me acuerdo…
 
Tres discos componen su discografía: “Medicine 4 My Pain” (1997) , “The Other Side” (2000) e “In Between Jobs” (2005), todos altamente recomendables.
“A su favor” puedo decir que es de los pocos artistas (junto a Dwele) que me gustan incluso sus baladas más lentas que normalmente me aburren de Musiq, Eric Benét, John Legend o muchos otros cantantes de R&B.
Su voz suave me relaja y me da buen rollo.
Dos años hace ya que se fue y como oí decir a alguien en referencia a otra persona… “no vamos a llorar la muerte de Lynden David Hall, vamos a celebrar su vida”.
 
Apunta: el 14 de febrero no se celebra el día de los enamorados que los británicos importaron a Norteamérica, se celebra que Lynden David Hall vivió.
h1

182. ¿De qué (no) va este blog?

February 14, 2008

Me preguntaba a mí mismo cómo definiría este blog a los que se incorporen por accidente y se sorprendan con que empieza en la publicación número 181.

Una de las cosas que me propuse cuando inicié esta aventura era que, aunque el idioma principal fuera el español porque evidentemente es el idioma en el que mejor me explico (dentro de lo malo), no quería que eso fuese una norma. Barcelona es una ciudad que me encanta y de la que, no sé por qué, me siento orgulloso de ser (vaaale, de las afueras), pero quería que mi blog fuese apátrida. Y sigo no queriendo que un idioma me defina.

¿De qué (no) va este blog?

La idea de “Abstracto” la copié hace mucho tiempo de Q-Tip y la sigo utilizando porque siento que me define. Empecé haciendo historietas de una página, autobiográficas, dibujadas posiblemente hace más de diez años y las bauticé como “Historias de un abstracto”. Cuando empecé con el anterior blog después de unos cuantos años sin dibujar esas historias, el título vino a mi cabeza.

¿De qué (no) va este blog?

Este blog no va sólo de música, de mujeres, de mi abstracción, de J Dilla, de arte, de mi (a veces) misantropía, de comida, de Japón, de mujeres y de cualquier cosa que se me pase por la cabeza y quiera compartir… va de todo eso y un poquito más…

Si aun seguís interesados, iré escribiendo un poquito de vez en cuando…